Hacía mucho tiempo que no visitaba el yacimiento arqueológico de Numancia, más de 20 años; a pesar de ir casi todos los años a Garray. Esta vez. Seguir Leyendo