Una visita a la ciudadela de Rasnov

Ciudadela de Rasnov - Rumania

La ciudadela de Rasnov pilla de paso desde Brasov hacia Bran; o desde Bran hacia Brasov, según tu itinerario. Nosotros fuimos y volvimos en el día, así que añadimos la visita a la ciudadela de Rasnov a nuestra ruta para este día por la tarde, cuando ya volvíamos a Brasov.

Un poco de historia sobre la ciudadela de Rasnov.

El monumento nacional de la Ciudadela de Rasnov es una ciudadela medieval y premoderna. Una ciudad construida sobre antiguos asentamientos Neolíticos y la Edad del Bronce y más adelante sobre la fortaleza Daciana de Cumidava.

La fortaleza medieval fue primero un estado privado, ya que fue levantada por los líderes de los sajones de Rasnov. Con toda probabilidad, levantaron los primeros muros y la capilla de la Ciudadela Inferior; capilla de la que tan solo quedan restos de los cimientos.

Antes de mediados del siglo XIV, la ciudadela fue tomada por la administración real húngara y sus líderes fueron puestos bajo el dominio de los jefes de condado de Szekler.

Ciudadela de Rasnov desde la torre de entrada.

Después de la primera invasión turca, el rey de Hungría y emperador del Sacro Imperio Romano Germánico, Segismundo de Luxembourg, decidió ceder la fortaleza a la comunidad local, que la elevó al rango de municipio en 1427.

Desde el comienzo del siglo XVI la mayoría de los sajones de Rasnov se trasladaron a la Ciudadela Alta, construyeron más de 80 casas, una nueva capilla, una escuela, una fuente o pozo impresionante. Las ruinas de estas casas son un testimonio único de un tipo arquitectónico de aglomeración semiurbana.

La ciudadela perdió su activo papel militar y urbano a partir de principios del siglo XVIII. Desde que las fronteras del principado de Transilvania se aseguraron militarmente y las invasiones extranjeras cesaron, los residentes se trasladaron al actual pueblo de Rasnov, mientras que la fortaleza quedó abandona y se convirtió en ruinas.

Nuestra visita a la ciudadela de Rasnov.

Llegamos a Rasnov directamente desde Bran. Fuimos con el coche hasta las proximidades del parking desde el que parte la carretera que sube hasta las murallas de la ciudadela. Allí aparcamos junto a la carretera, preparamos unos bocatas y nos dirigimos hasta el propio parking. Se puede aparcar en el propio parking, pero no lo sabíamos, así que anduvimos un poco más de lo que hubiese sido necesario, pero también ahorramos unos leis.

La taquilla que hay en el parking vende tickets para “el trenecillo” que te sube hasta la ciudadela, con parada en la entrada al parque de dinosaurios de Rasnov, que visitamos a la vuelta. Este trenecillo es un tractor agrícola con un remolque con forma de vagón que te ahorra una inclinada pendiente.

Una vez a las puertas de la ciudadela, compramos los tickets de acceso en la pequeña caseta (con baños) que hay frente a entrada y con los folletos que nos entregaron comenzamos la visita.

Torre Bathory – Cidadela de Rasnov

Lo primero, por supuesto, subir a la torre que hay sobre la puerta de acceso, la torre Bathory. Una torre edificada sobre la puerta de acceso al primer recinto amurallado, ya que un poco más adelante, existe otra entrada con otra torre que da acceso a la parte que estuvo habitada y en la que se encontraban las viviendas.

Desde lo alto de la torre hay unas muy buenas vistas generales de lo que es la Ciudadela de Rasnov. Se pueden observar las viejas torres y una panorámica de todo lo que fuera la ciudadela, pero para conocerla de verdad, aún hay que entrar la parte alta.

Recorrimos parte del patio que separa la puerta principal de la Gran Barbacana, que da acceso al interior de la parte superior de la ciudadela. Una construcción semicircular que aún mantiene las típicas rejas con pinchos como primera puerta de acceso.

Exterior de la barbacana de Rasnov
Interior de la barbacana de Rasnov

Desde la gran barbacana, continuamos nuestro recorrido por la “calle pricipal” de la ciudadela de Rasnov dejando de lado restos de lo que fuesen las viviendas de antaño; de lo que tan solo se mantiene en pie parte de las viejas paredes.

Llegamos así hasta lo que hoy es la plaza de la ciudadela de Rasnov. Una plaza triangular con un jardín en el centro repleto de flores. La mayoría de las viviendas que aún se mantienen en pie son hoy pequeñas tiendas de recuerdos y productos típicos de esta zona.

Recorrimos el perímetro de la plaza y nos sentamos un rato a observar la plaza y sus jardines bañados por el sol.

Visitando la placita de la ciudadela de Rasnov
Jardín y tiendecitas de la plaza de la Ciudadela de Rasnov
Panoramica de la plaza de la Ciudadela de Rasnov

Antes de continuar, nos asomamos a la pequeña barbacana ubicada en el extremo de la ciudadela. Desde aquí teníamos unas muy buenas vistas de la ciudad de Rasnov a nuestros piés.

Tras recorrer la plaza llegamos a la gran fuente. Un pozo en lo alto de una loma en el que cuesta creer que pudiese haber agua dado lo calizo del terreno sobre el que se levanta y la altura.

Pozo o fuente de la ciudadela de Rasnov

Continuamos hasta llegar la parte más alta de la ciudadela. Allí se encontraba la antigua iglesia interior, hoy totalmente derruida, y algunas viviendas de las que solo quedan las paredes.

Volvimos hacia la salida, por la gran Bacana. Recorrimos de nuevo la parte baja de la ciudadela y llegamos al punto en el que nos dejó el “trenecillo”. Tardamos en hacer esta visita poco más de una hora.

Compramos moras de la zona, unos helados y algunas botellas de agua en los puestos que allí se encontraban. Poco a poco pusimos rumbo, andando, hasta la entrada al parque de dinosaurios (Dino Parc Rasnov).

Cerca de allí también se encuentra la cueva Valea Cetatii, una gran cueva descubierta tras unas detonaciones, que no tuvimos tiempo de visitar y un poco más lejos, el Santuario de Osos de Zarnesti, que tampoco pudimos visitar por que había que reservar con tiempo la visita.

Recursos para nuestro viaje por Rumanía

Ubicación de la ciudadela de Rasnov.

La ciudadela de Rasnov preside la actual ciudad del mismo nombre, así que la verás sin problema. Para llegar desde Brasov tienes dos opciones, o la 1E por la montaña o la 73 hasta Rasnov y después tomar un pequeño tramo de la 1E hasta el parking.

Otros artículos sobre Rumanía.

Anselmo: Informático, Viajero, aficionado a la fotografía, montañero, cervecero... me encanta viajar desde que tengo mis propios ingresos e intento disfrutar de cada minuto libre para practicar mis aficiones, que no son pocas.
Entradas Relacionadas